Entusiasmado por volver

Entusiasmado por volver

Eduardo Duarte volvió al Car Show Santafesino y en la primera fecha logró rendir más de lo que esperaba dentro del TC4000 Santafesino.

San Jorge fue hasta ahora la primera y única carrera del 2020, pero el piloto de Presidencia Roque Sáenz Peña espera poder volver y demostrar que está para resultados importantes. Con un auto terminado con lo justo y sin el potencial óptimo, pudo pelear del medio pelotón hacia adelante y se ilusiona para cuando finalice el parate obligado por el Coronavirus.

“Armamos el auto muy sobre la hora y probamos en el banco de pruebas y si bien teníamos una falta de potencia importante fuimos igual para probar el chasis y amortiguadres y elásticos nuevos de Ariel Barrios. Fuimos y a medida de que pasaban las vueltas el auto iba mejorando y el motor también. Clasificamos octavos sin poder hacer una buena tanda, pero el auto anduvo bien en la serie y llegamos sextos”, arrancó a relatar Eduardo mientras hace el aislamiento obligatorio con su familia.

Y completó: “Para la final tocamos el chasis y mejoró, y estando quintos durante la final empezó a levantar temperatura y tuve que decidir parar para no romperlo. Ahora estábamos trabajando para la segunda fecha, buscando mayor potencia en el motor. Terminamos muy entusiasmados para la continuidad del campeonato”.

Sobre su vida cotidiana, cuidando a su familia y haciendo lo que se pueda para matar el tiempo, Duarte reveló: “La cuarentena es muy aburrida o triste, no sé cómo decirlo. A mí me gusta salir mucho, ir a andar en karting, me gusta mucho la pesca. Y ahora no estoy haciendo nada de eso. Los fines de semana no suelo estar en casa por eso, y durante la semana estoy trabajando en el taller. Pero ahora me quedo en casa, con mis hijos, mi nena y mi varón, encerrados los cuatro con mi mujer. Hacemos tareas, jugamos a juegos de mesa y por suerte acá en Sáenz Peña no hay casos de coronavirus y salimos a hacer los mandados con barbijos, pero tranquilos porque aún no hay casos”.

Finalmente, respecto de lo deportivo, concluyó: “Vamos a continuar el campeonato si es que hay campeonato, porque sabemos que se pondrá complicado organizar y tener carreras. Teniendo un buen motor se nos hará más fácil, más en estos autos grandes. Con Fiat 600 pude pelear y obtener campeonatos, y mi objetivo personal es pelear un título de TC4000”.

Mauro Calandria

Compartir en: