Estaba para podio

Estaba para podio

En la novena fecha del Turismo Agrupado 1600 que se disputó en el autódromo de la ciudad de Junín, Jeremías Ávila estaba para ocupar un lugar en el podio, pero la rotura de la caja de velocidades del Fiat Uno no lo dejó culminar.

Ávila renegó durante todo el fin de semana, ya que el viernes se le arrancó el tapón de aceite del cárter, mientras que en los entrenamientos sabatinos se le reventó un neumático que le rompió la triceta, obligando a tener que reparar todo para clasificar.

‘Jere’ solo pudo dar una única vuelta lanzada en la clasificación, ya que nuevamente la triceta de la caja de cambios dijo basta, debiendo ingresar prematuramente a parque cerrado y obteniendo el octavo mejor tiempo de la divisional.

En la serie una falla en la leva de la caja retrasó al piloto de Arroyo Seco; mientras que en la final Ávila, largando desde la séptica colocación, logró imponer un ritmo arrollador que le permitió dar cuenta de sus rivales hasta pelear por el segundo lugar, justo cuando se quedó si tracción al trabarse la caja de cambios, obligándolo a desertar.

“Trabajamos mucho todo el tiempo y al último se nos escapó el podio, pero ya pensamos en Rosario y en poder mejorar un poquitito para intentar ganar una carrera antes de fin de año”, comentó el volante arroyense, quien además le agradeció a su familia, a su novia y a sus amigos por el sostén constante.

Jeremías Ávila agradece a Distribuidora de pollo y huevo Los Hermanos, Delicias de pollo, Pollería el Buen Gusto, Avícola Quadrini, Avícola Luchesi, Gomería 2000, Lavadero de camiones El Leo, Frio 11 climatización, Belandi servicios de grúas, Transporte Alepor srl, Transporte El Gauchito, Serviglass, Municipalidad de Arroyo Seco y Sexto Sentido por el apoyo incondicional brindado.

Mariano Pallotti – Prensa Ávila  /Foto: Nicolás Riccardi

Compartir en: