Estuvo cerca del podio

Estuvo cerca del podio

La tercera fecha del TS1800 tuvo a Santiago Trípodi muy competitivo, en lo que fue su primera final con el Toyota Etios. Con un enorme avance, llegó a estar tercero pero tuvo inconveniente en la dirección que lo relegó al sexto puesto.

Yendo de menor a mayor, Trípodi trabajó en el desarrollo de su nuevo auto y tras sacarle una falla al motor, empezó a encaminar el andar del chasis. En clasificación se ubicó octavo, pero fue uno de los pocos que mejoró en la segunda tanda, que tuvo una pista más difícil que en la primera.

El domingo por la mañana, en un fin de semana con amenaza de lluvia casi constante, Trípodi fue inteligente y evitó incidentes con sus rivales, en una atractiva previa a lo que fue una electrizante final en el pelotón. El de Arroyo Seco concluyó quinto, quedando bien posicionado para la final.

Pasadas las dos y media de la tarde, la carrera principal comenzó con cautela para Santiago. Cayó varios lugares, al octavo puesto, pero a partir de allí consiguió imponer un gran ritmo y el Etios se comportó muy bien, y empezó a superar rivales hasta ubicarse tercero. Poco después, cuando ya iba en la búsqueda del segundo puesto, se quedó sin dirección al cortarse unas piezas del volante que lo dejaron literalmente con el volante en las manos, y el auto sin control. Por fortuna alcanzó a dejar la máquina fuera de la pista sin mayor riesgo.

Tras la carrera, que tuvo sabor agridulce, manifestó: “La verdad es que es increíble lo que nos pasó. Estábamos funcionando excelente con el Etios, llegamos a ponernos terceros y peleando con el segundo, y justo me quedé con el volante en la mano. Se me rompieron tres suplementos que tenía el volante para comodidad de manejo, y tuve que perder el podio. Quedamos sextos finalmente. Es positivo el resultado porque quedó demostrado todo el fin de semana de que el motor anda fuerte y que vamos mejorando el chasis”.

Mauro Calandria – Prensa Santiago Trípodi

Compartir en: