Suertes dispares

Suertes dispares

En la primera fecha de las Categorías Agrupadas Federadas, la cual se disputó en el autódromo ‘Juan Manuel Fangio’ de la ciudad de Rosario el equipo Lecussan-Bozzo tuvo diferentes fortunas con los cuatro autos que presentó para esta cita.

Una de cal y una de arena en el Turismo Agrupado 1600, ya que por un lado el Volkswagen Gol que pilotea Ulises Lecussan solo pudo dar pocas vueltas a raíz de un fuerte golpe al final de la recta, el cual abolló fuertemente la unidad, situación que obligó a Gerardo Vrech y su equipo a tener que trabajar duro para recuperar el auto. Recién para la serie dominical, el bólido, estuvo en condiciones de salir a pista, pero en la segunda vuelta la bomba de nafta acusó una falla, obligando a Ulises a tener que desertar, mientras que al momento de engrillarse para la final, la cremallera de la dirección se trabó privando de la carrera principal al piloto rosarino.

El otro de los Volkswagen Gol, el que pilotea Carlos Bozzo, comenzó renegando, en los entrenamientos, con el embrague y un retén de la caja de cambios, escenario que hizo trabajar contrarreloj al equipo ‘El Rayo McQuenn Competición’ para desarmar y reparar todo para que ‘Charly’ pueda salir a clasificar y ubicarse en la decimonovena colocación. En tanto que el domingo Bozzo logró revertir la situación y pudo correr toda la final, culminando decimosegundo y sumando sus primeros puntos en la divisional.

En el Turismo Agrupado Clase 1 Ezequiel Posadas al mando del Fiat 600 logró su cometido de debutar y terminar el fin de semana con el auto entero, habiéndose divertido y sumando una nueva experiencia dentro del deporte motor, en tanto que Aníbal Doce en el Turismo Agrupado Clase 2 renegó casi todo el fin de semana con una falla latente en el consumo de combustible y recién cuando todo había culminado, se encontró un problema eléctrico en el Fiat 147.

“Renegamos bastante, pero en cada salida a pista fuimos mejorando y en la final, largando desde el fondo fuimos para adelante y culminamos decimosegundos con el total de las vueltas”, destacó Carlos Bozzo, mientras que Ulises Lecussan comentó: “Lamentablemente nos golpeamos mucho el sábado y gracias al ‘Rayo McQueen’ y a Germán López pudimos recuperar el auto y salir a correr el domingo, pero con tanta mala suerte que en la serie se rompió la bomba de nafta y no pudimos largar la final, porque se trabó la dirección, así que un fin de semana para el olvido, aunque con muchas ganas de correr”.

Mariano Pallotti – Prensa / Foto: Nicolás Riccardi

Compartir en: