Un avance espectacular

Un avance espectacular

Federico Domínguez obtuvo un séptimo puesto totalmente enaltecido por haber largado desde el fondo en Las Termas de Río Hondo. La octava fecha del Turismo Fiat Santafesino lo tuvo como protagonista, pero una rotura de motor cuando iba a largar adelante en su serie lo complicó.

Aprendiéndose el circuito en los entrenamientos, ‘Pescadito’ Domínguez ya estaba con las emociones en alto por correr en el autódromo más moderno de la Argentina. Con el ánimo en alto, comenzó a destacarse y en clasificación fue protagonista. En la segunda tanda, el sanpedrino fue el más veloz y quedó segundo en la general. “Teníamos para bajar el tiempo de la pole, pero íbamos muy enredados”, afirmó.

Cuando debía largar al frente en la segunda serie, la maldad del destino se hizo presente y antes de engrillarse, el motor se rompió. La desazón para todo el equipo fue muy grande, pero rápidamente se pusieron a trabajar para cambiar la planta impulsora, y se corrió la final desde el fondo.

Partiendo desde atrás, pero con el potencial de punta, Domínguez fue de menor a mayor y remontó treinta puestos para llegar 7º, en una remontada impresionante. Con un parque automotor de casi cuarenta autos, haber podido ganar tanto terreno, superando posibles incidentes, fue más que llamativo, y por supuesto positivo para él.

“Hicimos una muy buena clasificación, quedando segundo a muy poco del primero, y nos faltó redondear la vuelta ideal pero era un lío clasificar dentro de un malón de autos todos juntos. En la serie se fundió una biela en la vuelta previa y nos quedamos sorprendidos porque es la primera vez que nos pasa en un motor. Fue una desgracia”, explicó el de San Pedro.

Respecto de su gran recuperación, detalló: “En la final tuvimos un avance inteligente, sin apurarnos porque sabíamos que teníamos auto para pelear la punta. No entramos en roces y fuimos progresando dos o tres puestos por vuelta, en una final dura pero divertida. Demostramos que estamos para pelear la carrera. Estoy contento porque el motor de repuesto funcionó perfecto, y el auto estuvo genial durante las doce vueltas de carrera”.

Finalmente, expresó: “Agradezco a Fabio Fiornovelli y Wilson Cerminato, quienes me dan un autazo, estando siempre entre los primeros en un circuito como el de Las Termas de Río Hondo, que es por demás de difícil”.

 

Mauro Calandria – Prensa Federico Domínguez / Foto: Hernán Rodríguez

Compartir en: