Un toque lo privó de sumar más

Un toque lo privó de sumar más

El marcosjuarense Matías Cantarini demostró una vez más su gran calidad de conjunto que tiene en el Turismo Agrupado 1600, aunque el resultado final no fue el mejor, producto de un toque muy peligroso de un contrincante.

Cantarini logró ponerse al frente en los entrenamientos, aunque no giró el viernes como varios protagonistas. Contando con un buen medio mecánico, en clasificación se enredó y no pudo aprovechar al máximo, finalizando décimo.

Con ganas de remontar el domingo, Mati fue pensante y en la serie sacó provecho de un toque para meterse tercero y ubicarse en una buena posición para largar la final. Si bien en el inicio no salió del todo airoso, poco a poco progresó y cuando estaba a un paso del podio, recibió un golpe en plena recta principal por parte de Patricio Pierobón, y quedó en el fondo.

Sin rendirse y mordiendo bronca, Cantarini aceleró a fondo y mediante un rendimiento espectacular, fue doblegando rivales y llegó a terminar octavo entre veinticinco anotados. El esfuerzo valió la pena porque esas unidades lo dejan cuarto en el campeonato. Lo malo es que pudo haber ido al podio y no fue culpa suya no haberlo conseguido.

“Nos pasó en Marcos Juárez y ahora también en Rafaela. Siempre nos termina perjudicando el mismo piloto. Que lo hayan excluido no nos sirve de nada a nosotros”, exclamó Matías, quien estaba decepcionado por lo sucedió al igual que su equipo familiar. Y completó: “Teníamos un lindo auto, fuimos muy competitivos todo el fin de semana y logramos un ritmo espectacular. Sumamos y es bueno, pero teníamos para mucho más y eso no nos deja contentos con el resultado”.

Mauro Calandria – Prensa Matías Cantarini / Fotografía: Nicolás Riccardi

Compartir en: